¿Qué pasa cuando el infierno se apodera de la Tierra?

La ola de calor que hemos vivido estos últimos días ha propiciado que nos animáramos hacer este artículo. De momento, este verano hemos vivido temperaturas superiores a los 42 ºC en el suroeste de la península, aunque queda lejos de la máxima registrada de forma oficial el 4 de julio de 1994 en Murcia, donde se alcanzaron los 47,2 ºC deshaciendo así el mito de que Córdoba y Sevilla son las dos ciudades más calurosas de nuestro país.

Al Aziziya, Libia

Imagen 1 De 7

Los lugares más calurosos de la Tierra

 

A pesar de que son cifras alarmantes, nada tienen que ver con los siete lugares más calurosos del mundo. Temperaturas que, aún no siendo oficiales por la Organización Meteorológica Mundial (OMM), han alcanzado los 70 grados Celsius. Así pues, aquí tienes los sitios que alcanzan las temperaturas más asfixiantes del planeta.

Al Aziziya, Libia

Libia se encuentra al norte del continente africano, justo al lado de Egipto. La localidad de Al Aziziya es considerada por algunos el lugar más caliente de la Tierra ya que allí el 13 de septiembre de 1922 se registró una temperatura de 57,7º C a la sombra y las estimaciones de los especialistas indican que a la intemperie la temperatura podría haber alcanzado los 70 grados Celsius.

Badlands, Australia

Australia es el continente más seco de la Tierra. De hecho es un vasto desierto. Como en estas remotas regiones residen pocas personas, no hay razones para mantener complejas estaciones meteorológicas. De cualquier manera hay evidencias de temperaturas altísimas, especialmente durante periodos de sequía, cuando no hay nubes que cubran las dunas del calor del sol. En 2003 hubo fluctuaciones de altas temperaturas debido a ‘El Niño’, cuando en esta región el termómetro llegó a marcar 69,3ºC.

Desierto de Azizia, Libia

El 13 de septiembre de 1922, el desierto de Azizia hizo historia después de que una estación meteorológica registrara la temperatura más alta jamás registrada: 58 grados Celsius. A pesar de que ya no cuenta con el récord -según la OMM, “sin formación en el uso del instrumento de medición”-, se trata de un desierto que se encuentra a 40 kilómetros al oeste de la capital donde las temperaturas suben regularmente por encima de los 49 ºC en verano.

Desierto de Danakil, África

El desierto de Danakil, situado dentro de la depresión de Afar, en Etiopía, es uno de los puntos más calientes del planeta con temperaturas diurnas que superan los 55 grados centígrados. Pero esto no es todo. La zona  que en algunos lugares alcanza los 116 metros por debajo del nivel del mar, está salpicada de un paisaje casi inverosímil: la región del volcán Dallol posee numerosos manantiales ardientes de colores en una gama inimaginable, que va de los anaranjados, al verde, blanco o amarillo, a causa del azufre y otros minerales.

Desierto de Lut, Irán

Aquí, en el desierto de Lut, en el sureste de Irán, es donde se han registrado las temperaturas más altas de la Tierra, de hasta 70ºC, lo cual lo convierte en uno de los lugares más áridos e inhóspitos del mundo. Aunque podía pensarse que el sustento de vida es imposible en estas condiciones, varias expediciones científicas han podido observar vida animal e incluso agua.

 

Montañas Flameantes, China

En tiempos antiguos, las montañas Flameantes, situadas cerca del borde norte del desierto de Taklamakan, eran evitadas por los comerciantes que atravesaban la ruta de la Seda. Y es que es lógico que lo hicieran, ya que en este inhóspito lugar de la provincia china de Xinjiang es el lugar más caliente de China y uno de los más calurosos del mundo. La temperatura promedio durante el verano supera los 50ºC.

Valle de la Muerte, California

Situado en el desierto de Mojave, California, Death Valley es la región más baja, más seca y más caliente de América del Norte y tiene el récord mundial de la temperatura más alta registrada, 56,7 ºC. La Organización Meteorológica Mundial (OMM) le otorgó al Valle de la Muerte el récord en 2012, cuando se determinó que el récord anterior localizado en Azizia, Libia, era una medida no válida. Sin embargo, cabe señalar que si bien el Valle de la Muerte es muy caliente durante el día, por la noche la temporada cae a menudo por debajo de cero.

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: