Una universidad británica distribuyó cantidades “letales” de cafeína a los estudiantes

Para la mayoría de estudiantes universitarios, una “sobredosis de cafeína” significa una gran inversión en cafeterías y Starbuks, sobre todo cuando deben hacer frente a un examen y deben pasar la noche en la biblioteca.

Sin embargo, las consecuencias de una ingestión excesiva de cafeína hizo mella en dos estudiantes de educación física de 20 años en la Universidad de Northumbria, en Inglaterra, cuando realizaban un estudio sobre el café y sus efectos. La prueba consistía en que un grupo de estudiantes debía ingerir alrededor de 300 miligramos de cafeína, pero ambos alumnos se equivocaron en los decimales e ingirieron un total de 30.000 miligramos –equivalente a 300 tazas de café-, el doble de la dosis letal reconocida.

El error dejó a los estudiantes con palpitaciones, vómitos y diarrea, pero afortunadamente se recuperaron satisfactoriamente en cuidados intensivos. Además de ser sometidos a una diálisis, los dos estudiantes de segundo año sufrieron visión borrosa duradera, temblores y pérdida significativa de peso.

La Universidad de Northumbria se disculpó añadiendo que estaba “profundamente apenado por los acontecimientos”. Y, aunque los dos chicos tuvieron una recuperación completa, el fiscal Adam Farrer dejó claro su postura: “La fiscalía dice que el resultado de la sobredosis de cafeína podría haber sido, en ambos estudiantes, fácilmente mortal”.

“No hubo una evaluación adecuada ni medidas para minimizar riegos. Tampoco hubo un supervisor adecuado para el trabajo de laboratorio y los controles para preservar la salud y la seguridad de los alumnos”, aseguró Farrer. Sea como fuere, la universidad ha sido multada con 400.000 libras (470.000 euros).

 

Deja un comentario