¿Es ética esta recreación en realidad virtual de Auschwitz?

101 % es un estudio italiano de desarrollo que piensa que la realidad virtual ofrece un potencial que no ha sido aprovechado para educar al mundo en algunos de los hechos históricos más importantes de la humanidad. Su primer título se llama “Witness: Auschwitz” (“Testigo: Auschwitz”).

El equipo participó este año en la feria de Gamescom, donde mostró su trabajo de RV. Pude ver la secuencia inicial del proyecto. Luego tuve la oportunidad de sentarme con los desarrolladores para preguntarles por qué habían querido recrear uno de los eventos más terribles de la historia de la humanidad.

Witness: Auschwitz

Imagen 1 De 8

Witness: Auschwitz

Queremos utilizar la tecnología de la RV para reproducir experiencias intensas. Además de crear algo útil, que sea educativo. Los testigos de Auschwitz están desapareciendo por motivos de edad. No basta con las películas y los libros. Tenemos que estar ahí y la RV lo hace posible”, dijo Daniele Azara, el director creativo.

 

Cuando se trata de un asunto tan sensible, es vital ser extremadamente respetuoso con la memoria de los que vivieron y murieron en aquel infame campo de concentración. Witness cuenta con el apoyo de la Unión de Comunidades Judías de Italia (UCEI). David Gallo, el productor ejecutivo, explicó que a través de todo el desarrollo de Witness el respeto fue siempre una constante: “Hemos realizado el proyecto basándonos en los testimonios de las personas que estuvieron allí. Hemos intentado trabajar con las comunidades de Auschwitz, quienes nos explicaron todos los detalles”.  

El equipo ha intentado hablar con supervivientes de Auschwitz para recabar la mayor cantidad de información posible. “Por ejemplo, ninguno de nosotros sabía si había luces por la noche dentro de los barracones. Así que tuvimos que preguntarle a alguien que estuvo allí sobre los detalles para reconstruir aquel mundo”, explicó Gallo. Azara añadió que están trabajando mucho con el objetivo de acertar hasta en los menores detalles, que añadirán gran realismo al resultado final: “En los baños ves los portajabones, pero no había agua. Tuvieron algunos problemas con ciertos incendios por lo que emplearon el agua para extinguirlos”.

Imagínate los barracones atestados con 1.500 personas, pues en realidad habían sido construidos para 400. La gente no se podía mover. Ofrecemos la oportunidad que supone vivir esa experiencia, que va más allá de leer un libro o ver una película. Es algo que supera a cualquier imaginación”, apuntó Gallo.

Witness: Auschwitz

El Holocausto fue algo monstruoso pero el equipo de Witness tiene una visión un poco polémica sobre el significado de la violencia en su proyecto de RV. “Si piensas en Auschwitz, normalmente se tiene la imagen de algo horrible, pero creemos que en nuestro trabajo de RV no hacía tanta falta mostrar la violencia porque ya se conocía de las películas”, explicó Azara.

Mostramos la vida diaria de la gente en el campo de concentración. Hay una escena en la que a una persona se le da una pala y sabe que va a cavar tumbas para los fallecidos, pero no se ve nada. Luego se puede escuchar el sonido de una moto, porque usaron ruidos para acallar los gritos del crematorio. Queremos que sea realistas. Es importante ser exactos y que la gente lo entienda, pero no queremos hacer ‘La Lista de Schindler’”.

Se supone que este proyecto lo puede ver cualquiera de 7 a 99 años. El equipo ha intentado que la experiencia se ajuste a un mercado lo más amplio posible, en vez de concentrarse en ofrecer unas imágenes espeluznantes. “No se trata de la muerte, sino de la vida, y sobre todo de la continuidad de la vida. A pesar de todo el horror que ocurre, la vida continúa. La gente vive, hay una herencia y estos son los testigos. Esta es la idea principal del proyecto”, dijo Azara.

Un campo de minas ético

“Witness: Auschwitz” plantea preguntas importantes sobre el uso, la ética y el propósito de la tecnología de realidad virtual. La RV es una herramienta increíble pero la pregunta sigue en pie: ¿Debería usarse para experiencias de este tipo?

Si el objetivo de este proyecto es preservar la memoria y el conocimiento, entonces hay que centrarse más en la exactitud por encima de la espectacularidad: En Auschwitz hubo 1,3 millones de seres humanos, de los que fueron asesinados 1,1. Se mire como se mire, la muerte fue la esencia de ese campo de concentración. Evitar mostrar esa parte podría ser considerado como una distorsión de la verdadera historia.

Witness: Auschwitz

Ya se ha dicho que la RV puede llegar a desensibilizar la imagen gráfica, pero lo contrario también puede ser cierto. Aunque el equipo ha evitado las imágenes más violentas, algunos espectadores podrían quedar traumatizados al ver las realistas imágenes de cómo era el día a día en el campo de concentración. El año pasado las autoridades alemanas usaron la RV como ayuda en sus investigaciones sobre los criminales de guerra nazis. La precisión de esta tecnología es un arma de doble filo. ¿Debería haber directrices más estrictas cuando se trata de material para el público? Witness ha hecho todo lo posible por educar y no sobresaltar, pero no podemos estar seguros de que otros desarrolladores tengan las mismas intenciones.

El Patronato de Educación del Holocausto (HET) no quiso hacer comentarios acerca de Witness, aunque en nuestras conversaciones reconocieron que cada vez más tienen que tener en cuenta la tecnología de la realidad virtual. Ya sea empleada como una herramienta para educar o de forma completamente diferente. Ya se ha usado para describir la brutalidad de la guerra o la claustrofobia que supone el aislamiento en prisión. En una época en la que están desapareciendo los últimos testigos del Holocausto, tenemos que tener más cuidado que nunca cuando nos adentremos en una tecnología nueva.

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: