Los sistemas de geolocalización evitan el robo de más de 130 móviles en Coachella

El robo de móviles era algo que, por desgracia, estaba muy de moda hace no tanto tiempo. Los dispositivos son ligeros, pequeños y cuestan cientos de euros: una tormenta perfecta para los cacos. Los amigos de lo ajeno empezaron a tenerlo más difícil cuando iOS y Android introdujeron un software (Find My Phone) que seguía el rastro del móvil y permitía bloquear éste de forma remota.

La historia que te vamos a contar atañe a un ladrón de smartphones que por lo visto no estaba enterado de los nuevos avances tecnológicos que se empezaron a usar en 2010. El caco fue pillado con 130 móviles en su mochila durante el festival de música de Coachella, después de que varias víctimas fueran capaces de localizar la posición de su dispositivo empleando el sistema de geolocalización.

Ladrón Coachella

Imagen 1 De 4

Ladrón de móviles en el Festival Coachella

Reinaldo De Jesús Henao (36 años) fue arrestado por la policía después de que se detectara un alarmante aumento en las denuncias de robos de móviles durante el festival. Las fuerzas de policía de Indio (California) habían desplegado unos efectivos extras para el megafestival de música de Coachella (más de medio millón de visitantes) pero al final fue la tecnología la que ayudó a combatir el crimen y capturar al delincuente.

 

MIRA TAMBIÉN: descubre la prueba de resistencia del Samsung Galaxy S8: no sale muy bien parado

“La gente empezó a usar la funcionalidad ‘Find My Phone’ (encuentra mi móvil) y enseguida vieron que todos los puntos se dirigían hacia donde estaba el ladrón. Así que alertaron a las autoridades”, declaró Dan Marshall, sargento de policía de Indio.

Ladrón de móviles en Coachella

Estos sistemas de rastreo no sólo se encuentran en los móviles, sino también ya en muchos coches. Durante los primeros años de la reunificación alemana se robaban muchos automóviles en Berlín que unas horas más tarde ya estaban en el este de Europa, donde se les perdía la pista para siempre. Las compañías de seguros alemanas comenzaron a tener que pagar a muchas víctimas que se habían quedado a pie. Marcas como Audi, BMW y Mercedes comenzaron a introducir sistemas de inmovilización y rastreo. Una vez que el vehículo se paraba en un semáforo dejaba de funcionar y quedada completamente inmovilizado.

 

MIRA TAMBIÉN: Los hackers pueden meterse en tu red doméstica a través de la Smart TV

Casi todos los móviles robados durante el festival de Coachella ya están de nuevo en manos de sus dueños, según ha declarado Marshall, quien ha querido recalcar que la mayoría de los asistentes al festival (más de 500.000 entusiastas) se habían comportado de manera correcta. “Los jóvenes que vienen a Coachella no están aquí para delinquir. Devuelven los móviles que encuentran, billeteras con dinero… Se pierde y aparece todo tipo de cosas. Han venido aquí simplemente a divertirse”, aseguró el oficial de policía.

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: