Dimite el CEO de Uber: Una compañía perseguida por el escándalo

Uber vuelve a estar en boca de todos y no sabemos si esto es una estrategia de marketing. Sea como fuere, no es la primera vez que la compañía está envuelta en un escándalo. No hace mucho se vio a Travis Kalanick (el consejero delegado) insultando y gritando a su conductor Fawzi Kamel después de que éste se quejase de lo que lo poco que los conductores habían cobrado en marzo. Luego se filtró un documento de Kalanick en el que pedía evitar las relaciones sexuales entre los trabajadores de la compañía, en él Kalanick escribía de manera literal: Sí, eso significa que Travis será célibe en este viaje. FML (Fuck My Life – Jode Mi Vida)” entre otras frases similares que parecían salidas de la boca de un adolescente borracho. Los métodos de la compañía para evitar las restricciones de la App Store eran tan desproporcionados que por lo visto hasta Tim Cook tomó cartas en el asunto.

Ahora, el propio fundador de Uber se ha visto obligado a dimitir aunque el listado de escándalos parece interminable.

Uber

Imagen 1 De 7

Uber

 

Pero todo esto es sólo el principio. La firma de abogados Covington & Burling publicó hace poco un documente de 13 páginas con recomendaciones para cambiar las prácticas de Uber y los métodos que utiliza la dirección de la empresa. La firma fue contratada por la Junta de Directores para estudiar la compañía. Esto se hizo después de que Susan Fowler (un ex ingeniera de Uber) publicase un blog sobre los problemas que vivió mientras trabajaba allí, entre los que se incluía el acoso sexual.

El informe de la firma de abogados Covington & Burling dice que Uber debería poner en marcha un proceso “fuerte y efectivo” que permita las quejas. Al mismo tiempo que apuntaba a la necesidad de que los directivos de la empresa realizasen un curso antes de acceder al cargo. Dos cosas fundamentales que la compañía no cumplía en aquel momento. En el lado positivo hay que decir que por lo visto Uber ofrece una cena a sus empleados pero ni siquiera eso a veces lo hace bien. La firma de abogados piensa que habría que cambiar los horarios para que los empleados llegasen a casa a horas más razonables y de esta manera puedan estar con sus familias.

 

El CEO de Uber, Travis Kalanick, ha dimitido como CEO de la compañía que él mismo fundó, después de meses de controversia por su servicio de transporte compartido, donde el escándalo se había convertido en “el pan nuestro de todos los días”.

Fuentes sin nombre le dijeron al New York Times que la salida de Kalanick se produjo después de horas de gran conflicto y enfrentamiento con los inversores de Uber.  El martes, cinco de los mayores inversores de Uber entregaron una carta al CEO mientras él estaba en Chicago – titulado “Moving Uber Forward” y exigiendo que Kalanick renunciara.

“Amo Uber más que nada en el mundo y en este momento, el mñás difícil en mi vida personal, he aceptado la solicitud de los inversores de hacerme a un lado para que Uber pueda volver a la tarea, en lugar de distraerse con otra pelea”, dijo Kalanick en un comunicado .

Travis Kalanick de Uber

 

En la última semana otros directivos de la compañía también han dejado sus puestos por cuestiones más que reprobables. Eric Alexander (que hasta ahora era el responsable de Uber en Asia) fue despedido por mostrar a otros ejecutivos los informes médicos de una mujer que había sido violada por un conductor de Uber en India. Emil Michael también abandonó su puesto de vicepresidente sénior de negocios. Esta persona amenazó a periodistas que investigaban a Uber con sacar a la luz trapos sucios de los informadores. El que visitase un bar de alterne en Corea del Sur con otros ejecutivos de Uber tampoco ayudó mucho a su causa. Michael es uno de los responsables de la compañía a los que Alexander le mostró los informes médicos de la mujer que había sido violada, también se los enseñó a Kalanic. La víctima (cuyos informes médicos fueron obtenidos por Alexander) ha denunciado en EE.UU a Michael, Alexander y Kalanick por difamación y violación de la privacidad. Shiv Kumar Yadav, el violador, fue sentenciado a cadena perpetua.

Más de 20 empleados fueron despedidos la semana pasada después de que la firma de abogados Perkins Cole investigase 215 reclamaciones. David Bonderman, un ex miembro de la junta directiva de Uber, dimitió después de hacer un comentario sexista durante una reunión para evitar los comportamientos machistas en la empresa.

No está claro si es que Uber y su departamento de relaciones públicas está teniendo muy mala suerte en estos momentos. Lo que sí parece es que algunos ejecutivos de la compañía han preferido abandonar el barco mientras este empieza a hacer agua.

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: