El nuevo sistema de seguridad Halo amenaza el ADN de la Fórmula 1

Finalmente, la Fórmula 1 ha establecido un nuevo dispositivo de seguridad de cabina para 2018, y “es lo mejor que hay” según explica la FIA. Llamado Halo, el sistema será obligatorio en todos los coches de la temporada 2018, que comenzará a finales de marzo, y su función es la de proteger a los pilotos de posibles lesiones de cabeza.

Sistema seguridad F1 Halo

Imagen 1 De 11

El nuevo sistema de seguridad Halo amenaza el ADN de la Fórmula 1

El diseño ha sido comparado a un flip-flop por algunos pilotos, y forma eficazmente un marco rígido alrededor de la cabeza del conductor, algo que ha causado polémica e indignación en la última década. El Halo consta de una pieza con tres barras situada encima de la cabina que se extiende a ambos lados de la cabina. ¿El resultado? La cabeza del conductor está protegida ante cualquier colisión coche contra coche, coche contra entorno y objetos externos.

Sin embargo, no ha demostrado ser popular entre los fanáticos de la F1 y la mayoría de pilotos. Cuando el Halo fue probado por primera vez, nueve de cada diez equipos de la Fórmula 1 votaron en contra. Lewis Hamilton lo describió como la “modificación peor realizada” en la historia del deporte.

Se han producido reuniones del Grupo Estratégico de F1 y la Comisión de F1 y se confirma el acuerdo para implementar algún tipo de protección, siendo el Halo una de las opciones preferidas. “Mientras se realizan test con el Halo también se prueban otras alternativas como el ‘Aeroscreen’, similar a un parabrisas en la parte frontal de la cabina del piloto, sin que llegue a convencer al no ser efectivo en todos los aspectos que debe serlo”, explica el comunicado de la FIA.

“Nosotros, los pilotos, respetamos la posición de la FIA en materia de seguridad y apoyamos su búsqueda constante para que las carreras sean más seguras”, dijo Alexander Wurz, presidente de la Asociación de pilotos de Grandes Premios, sobre la introducción del sistema. Si bien la solución de Halo podría no ser la más estética de todas, los pilotos contarán una mayor seguridad, lo que es clave para que la F1 continúe su crecimiento y popularidad”.

Mientras que el comunicado de la FIA dice: “Con el apoyo de los equipos, ciertas características del diseño [de Halo] serán mejoradas”, por lo que podría ser un poco mejor de lo que esperamos.

“Después de haber desarrollado y evaluado un gran número de dispositivos en los últimos cinco años, se había puesto de manifiesto que el Halo presenta el mejor rendimiento general de seguridad”, continúa la declaración.

F1 Halo cockpit: ¿Para qué sirve?

Durante los últimos 30 años, el diseño de la Fórmula 1 ha sido influenciado por dos factores principales: velocidad y seguridad. Los coches tienen que incorporar estructuras de choque para proteger al conductor de accidentes de alta velocidad, por lo que desde la nariz a los sidepods, cada área del coche cumple con estrictas normas de seguridad.

La aerodinámica también juega un papel importante en la F1, por lo que los coches se han vuelto tan aerodinámicos en los últimos años, que cada pulgada de carrocería ha sido diseñada para extraer la mayor carga aerodinámica posible.

Pero para entender por qué se ha impulsado este sistema de seguridad de cabina, es necesario mirar hacia atrás para ver los últimos años de motorsport.

Seguridad y F1

Cuando Ayrton Senna perdió la vida en Imola en 1994, la F1 entró en estado de shock. El sábado, Roland Ratzenberger falleció durante la calificación y al día siguiente fue el turno del mejor piloto de su época y, probablemente de todos los tiempos. Se realizaron multitud de investigaciones, y una serie de medidas de seguridad afloraron tras los tristes acontecimientos. El objetivo era rediseñar los coches para que la F1 fuera mucho más segura.

Más recientemente, el piloto de Fórmula 2 Henry Surtees, murió cuando fue envestido por una rueda descontrolada en 2009; mientras que el piloto de F1 Jules Bianchi pereció de sus lesiones en la cabeza meses después de colisionar con contra la grúa que se encontraba retirando el monoplaza. En 2009, Felipe Massa fue herido de gravedad después de que un perno de otro coche golpeara su casco.

En 2015, Mercedes probó un prototipo del sistema Halo para evitar tales lesiones en la cabeza, mientras que Red Bull ensayó con sus propios dispositivos de seguridad en 2016, que son esencialmente grandes y fuertes parabrisas. En el GP británico de este año, Ferrari probó el sistema Shield, pero Vettel declaró que el sistema deja una serie de limitaciones.

¿Así que la cabina con Halo es una buena idea?

La estética y las reacciones de los pilotos aparte, hay dos problemas con el dispositivo Halo. En primer lugar, su estructura de soporte principal crea enormes puntos ciegos para los conductores, y en realidad puede aumentar el riesgo de colisiones en el futuro.

En segundo lugar, la F1 no es un deporte seguro. Los coches van demasiado rápido, el contacto entre los monoplazas en carrera es inevitable y, aunque es posible hacer todos los aspectos del vehículo más seguros, los cambios podrían amenazar el auténtico ADN de lo que es la Fórmula 1.

Así que mientras que es importante para la F1 sea lo más segura posible, también es importante mantener su aspecto, sensación y la identidad general de la competición más célebre del automovilismo. No estoy seguro de si el Halo mantendrá ese equilibrio.

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: