Yamaha Motobot: El piloto robot

Motobot es un robot que pilota una moto de la misma manera que lo haría un piloto de carne y hueso, tanto es así que la Yamaha que emplea Motobot no ha sido modificada en ningún aspecto, sino que se trata de una Yamaha YZF-R1M que cualquiera puede adquirir por 25.900 euros. La compañía japonesa ha realizado este proyecto con un objetivo titulado: “Más allá de las capacidades humanas”. Por lo general los robots han sido diseñados para que realicen una tarea muy específica, que realizan con una precisión tal que por lo general ningún ser de carne y hueso puede emular. El objetivo de Yamaha con el robot Motobot es nada menos que enfrentarlo en una competición a Valentino Rossi, para ver quién es capaz de rodar más deprisa en un determinado circuito. El conocimiento y la tecnología que se desarrollen con este proyecto le servirán a la compañía japonesa para crear nuevos productos.

Yamaha Motobot

Imagen 1 De 12

Yamaha Motobot

¿Qué es Motobot?

Lo que hace único al proyecto Motobot es que con él se persigue un funcionamiento completamente autónomo. A diferencia de los actuales sistemas de conducción autónoma que se están desarrollando en el sector del automovilismo, aquí el objetivo es crear un robot que sea capaz de llevar una moto de serie, es decir, que no haya sido modificada en ningún aspecto. Motobot va calculando de forma permanente diferentes parámetros de la moto como velocidad, revoluciones por minuto a las que gira el motor, altura de la máquina, etc. Luego esta información se procesa para mover seis aspectos que sirven para pilotar la Yamaha.

 

El robot es capaz de controlar al mismo tiempo el manillar, acelerador, freno delantero, freno trasero, embrague y palanca de cambios. Al estar la moto en movimiento, un GPS de gran precisión junto con varios sensores sirven para ir recolectando datos sobre lo que está ocurriendo. La tecnología de aprendizaje automático (machine learning) se empleará para que Motobot pueda tomar sus propias decisiones en lo que se refiere a la hora de escoger la mejor trazada en cada curva del circuito. Ello también hará posible que sea consciente de los límites de la moto. Motobot, de manera parecida a un ser humano, irá aprendiendo y mejorando su conducción, lo que se traducirá en tiempos por vuelta cada vez más competitivos.

Yamaha Motobot

Este proyecto está sirviendo a Yamaha para recabar información sobre cómo los seres humanos pilotan las motos. Ayudará a entender mejor la relación entre las acciones del piloto y las reacciones de la moto. Las lecciones que aprenda Yamaha con el proyecto “Más allá de las capacidades humanas” marcarán la pauta para los nuevos modelos que fabrique en el futuro. La compañía está utilizando a Motobot como piloto de motos, pero el siguiente paso será que sea capaz de gobernar también motos de agua o de nieve.

Motobot combina la tecnología de Yamaha empleada en el desarrollo de las motos (dinámica de los vehículos, control electrónico, etc.) con el conocimiento que ya se tiene en los robots industriales. Motobot es capaz de accionar las diferentes partes de la moto (manillar, frenos, acelerador…) de la misma manera que lo haría un piloto de carne y hueso. A media que el proyecto avanza, se mejora la parte mecánica junto con los algoritmos en los que se basa el aprendizaje automático. Todos estos factores hacen posible que Motobot ruede por un circuito con una moto de serie a elevadas velocidades.

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: