Apple Watch 2: justo lo que habíamos pedido

Apple Watch 2: Resistente al agua. A nadar…

Otra de las novedades importantes es la resistencia al agua. El Watch original tenía cierta resistencia al agua, de hecho el “grado” de resistencia oficial era aguantar un minuto bajo un metro de agua, pero realmente lo que era es resistente a salpicaduras. El Watch Serie 2 da un paso más, qué digo varios pasos o mejor digamos brazadas: ahora ya no es solo resistente a salpicaduras (o a duchas si corres ese riesgo), ahora puedes usarlo para nadar y sumergirte hasta 30 metros.

Apple Watch 2

Cómo funciona esto es de esos clásicos aciertos de Apple: inteligente, eficaz y económico. Cuando te pones en modo natación, dentro de la aplicación de ejercicios, bloquea la pantalla para evitar “toques” accidentales (porque el agua conduce la electricidad y la pantalla usa sensores eléctricos, así que un flujo de agua sobre ella podría interpretarse como alguna orden o movimiento de los dedos). Cuando estás nadando, detecta tus brazadas y la distancia recorrida, y así calcula lo buen nadador que eres. Así puede darte información más precisa de tu ejercicio, que también se basa en tu edad, género, altura, peso, etcétera.

Cuando has acabado el ejercicio, giras la corona digital y el Watch suelta una especie de chillido: es un ruido diseñado para que el altavoz expulse las gotitas de agua que hayan podido quedar atrapadas en su cámara de resonancia, calculada para que no penetren más allá, pero que así se asegura que no queda mojada.

Por cierto, que si vas a nadar con el Apple Watch, hazlo con una de las correas deportivas. Las de cuero o tela no se estropearán a la primera, pero a largo plazo el agua de la piscina seguro que no les sienta bien…

Apple Watch 2: con GPS

Apple Watch 2

Otra gran novedad para cualquier interesado en usarlo para practicar deporte: ahora el Apple Watch tiene GPS. La falta de GPS del anterior modelo significaba que, da igual si te gustaba andar, correr o escalar, necesitabas llevar un teléfono encima si querías conocer con precisión el recorrido que hacías, la velocidad, altitud, dónde estabas, etcétera. Ahora te puedes librar el móvil, por lo menos para esto.

Apple subrayó la capacidad del GPS en el Watch S-2 de encontrar satélites rápidamente, algo que es importante si no quieres tener que esperar a empezar tu paseo o carrera hasta que el dispositivo esté listo. Lo hace usando A-GPS, o “GPS asistido”, es decir aprovecha el Wifi integrado para saber de antemano dónde está aproximadamente antes de buscar satélites. Y cuando tiene una localización aproximada, usa esa información para localizar más satélites en función de eso, y de la fecha y hora. Con lo que consigue estar preparado rápidamente.

En la práctica la verdad es que funciona: era casi instantáneo cuando lo activabas, aunque depende de dónde te encuentres. En áreas urbanas, con calles estrechas y edificios muy altos, siempre es más difícil que el GPS encuentre satélites rápido (peor esto ocurre con cualquier GPS).

Apple Watch 2: Aplicaciones y software

Apple Watch 2

El lanzamiento del nuevo Watch también marcó la llegada de watchOS3, que es un gran salto hacia adelante para esta plataforma. De hecho haremos una prueba detallada de watchOS3 pronto, pero mientras tanto merece la pena echar un vistazo a los cambios más importantes y cómo se aplican al nuevo Apple Watch.

El primer cambio y el más importante es el funcionamiento del botón lateral: en las anteriores versiones del sistema operativo, se usaba para mostrar la lista de contactos para que pudieras enviarles rápidamente mensajes, llamadas, o algunos símbolos un poco cursis. No tardé mucho en confirmar, al preguntar a conocidos y amigos que tienen el Watch, que nadie usa esto: un botón desperdiciado.

En watchOS 3 el botón despliega un menú con las aplicaciones favoritas y las que has usado recientemente. Esas aplicaciones de la lista (las favoritas y las recientes) están además en la memoria RAM del móvil hasta que ésta se llena, si se abre algo nuevo, en cuyo caso se eliminan por orden cronológico de las que hace más tiempo que se abrieron a las que hace menos.

Al estar esas aplicaciones en la memoria del Watch, no es necesario al abrirlas que se descarguen (desde el iPhone) y lo hacen mucho más rápidamente. Si han sido reescritas para watchOS3 además podrán recuperar datos del iPhone en segundo plano, no sólo cuando se lo pidamos, así que en uso todo funciona de forma más inmediata y suave. Probé esto usando una versión beta de la excelente herramienta de organización de tareas OmniFocus, y efectivamente era prácticamente instantáneo abrirla y usarla, sin ningún retraso como era tan habitual en el watchOS anterior.

¿Y por qué es importante esto? Porque hasta ahora usar muchas aplicaciones en el Apple Watch era frustrante, y la mayoría de gente lo evitaba. Y como poca gente lo usaba, los desarrolladores tampoco invertían muchos esfuerzos en crear aplicaciones realmente buenas para el Watch. Ahora, esperemos, la cosa cambiará a mejor y llegarán aplicaciones buenas para el Watch.

Apple Watch 2: Veredicto

Apple Watch 2

Que Apple haya puesto el foco del Watch Serie 2 en el fitness está plenamente justificado. La llegada del GPS lo convierte en un reloj mucho mejor para quien haga deporte en el exterior, y la resistencia a la inmersión en agua y sus características para nadar también lo hacen bueno en ese elemento, más versátil en suma.

Este nuevo enfoque además lo hará más fácil de vender. La gente ahora mismo entiende bien la idea de un dispositivo que llevas en la muñeca y cuenta tus pasos, el ejercicio que haces o el ritmo cardíaco. No se entendía tanto en cambio eso de tener un reloj como “comunicador”, o una plataforma para aplicaciones, o cualquiera de las otras cosas por las que podrías tener un ordenador compacto en la muñeca.

Pero cuidado, no quiero tampoco decir que el Apple Watch 2 es solo para gente muy deportista o con ese enfoque. Aunque no te interese ni correr ni nadar seguirás encontrando en él un bonito y elegante reloj inteligente, potente, con un buen sistema de notificaciones y una amplia selección de aplicaciones. Una selección que, gracias a las mejoras en el sistema operativo watchOS3, van a ser cada día más numerosas y más útiles.

Por supuesto, estamos ante un producto Apple, y todo esto no será gratis ni barato. El modelo que yo probé era de 42 mm con caja de aluminio gris y correa deportiva de nylon, cuesta 469 euros. Es lo que cuestan los relojes con GPS TomTom Spark o el Moto 360 Sport Android Wear. De hecho cuesta casi lo mismo que un iPhone SE de 16 GB…

Y es uno de los más baratos de la nueva Serie 2 (el más barato sería el de aluminio con caja de 38mm, que vale 439 euros). Pero date un capricho, con la versión de caja cerámica, y verás cómo desaparecen 1.519 euros de tu tarjeta de crédito… que ya es mucho dinero por un reloj. De acuerdo, es precioso, el acabado cerámico blanco parece una piedra pulida en tu mano, pero…

Hay relojes más baratos, incluso mucho más baratos, pero creo que aquí sí que te dan lo que pagas. El Apple Watch original fue el primero que de verdad me dio ganas de volver a ponerme algo en la muñeca (hacía años que dejé de llevar reloj, y sé que no soy el único, basta fijarse en el metro o el autobús cuando la gente se sujeta a las barras).

El Series 2 mejora aquel Apple Watch de forma notable, es más rápido, sumergible y con GPS, mientras que mantiene el bonito y elegante diseño del original. Es un reloj inteligente que la gente deseará, sin duda.

Bueno, os dejo: mi Watch me recuerda que tengo un avión esperando para salir del país y que Apple no puede localizarme para pedirme que les devuelva de una vez el reloj que me prestaron para esta prueba…

Deja un comentario