Prueba del Google Pixel y Pixel XL: ¡son auténticos killers!

Prueba del Google Pixel y Pixel XL: Cámaras

La cámara trasera de Google Pixel es de 12 megapíxeles la misma resolución que las de los modelos Nexus 6P y Nexus 5X del año pasado, pero esta vez con estabilizador óptico de imagen para mejorar su rendimiento en condiciones de baja luminosidad. LA cámara frontal es de 8 megapíxeles, mejorando la del Apple iPhone.

Y debe ser realmente buena porque antes de la presentación, Google envió un Pixel a los expertos en fotografía de DXOMark, que le han otorgado una puntuación de 89, un punto más que el Samsung Galaxy S7 y tres más (nada menos) que el iPhone 7.

Prueba del Google Pixel y Pixel XL

Google también ha querido mejorar la rapidez de la aplicación de la cámara y la efectividad de su algoritmo de procesado «HDR+», que va incluido de serie. Eso demuestra sobradamente la efectividad de su estabilizador óptico de imagen para captura de vídeo y anunció que los propietarios de un Pixel gozarán de espacio ilimitado de almacenamiento para fotos y vídeos a resolución original. Hasta ahora, el almacenamiento ilimitado estaba solo disponible para los usuarios de Google Photos pero con calidad reducida.

Otro toque chulo es que la app de la cámara detecta gestos físicos, en particular la posibilidad de intercambiar las cámaras delantera y trasera girando dos veces la muñeca.

Prueba del Google Pixel y Pixel XL

La capacidad de la batería es el único aspecto en el que se diferencial el Google Pixel y el Pixel XL, además del tamaño, claro. La del pequeño es de 2.770 mAh, mientras que la del grande es de 3.450 mAh. Si esto se traduce finalmente en una mayor duración de la batería depende de lo eficiente que sea la pantalla. Tengo la impresión de que durará más, pero no será demasiado.

Google Assistant y otros extras

Tanto el Google Pixel como el Pixel XL corren el último sistema operativo de Google: Android Nougat, pero hay algo más que se había hecho esperar hasta hoy. Google Assistant, el rebautizado Google Now, es el proyecto estrella de inteligencia artificial de Google y está en las entrañas de todo lo que haces con tu Pixel.

Google Assistant trabaja de forma algo diferente a como lo hacía Google Now. Para activarlo solo tienes que mantener pulsado el botón de Home o utilizar la clásica palabra clave «OK Google». Hay también un nuevo icono en la pantalla de inicio para acceder a esta función. En lugar de una caja vacía que cruza la pantalla a lo ancho, dispones de un icono circular en la esquina superior izquierda, dejando más espacio para tus atajos.

Prueba del Google Pixel y Pixel XL

Efectivamente, se trata de un Google Now expandido y refinado y los smartphones Pixel serán los primeros en tenerlo instalado. Las actualizaciones de software serán automáticas y se incluye una nueva herramienta para transferir datos y aplicaciones desde tu viejo móvil.

Y, por supuesto, el teléfono soporta realidad virtual: solo tienes que introducir el Pixel en las nuevas gafas Daydream View, ponértelo en la cabeza y tendrás acceso a un montón de contenido VR, todo lo que hay en YouTube y Google Movies, además de juegos, material educativo y mucho más.

Prueba del Google Pixel y Pixel XL: primeras impresiones

Con Google Now compitiendo de tú a tú con Apple, la gran pregunta es: ¿Ha dado en el clavo el gigante de las búsquedas? La primera impresión es muy muy positiva. Como esperas de un móvil equipado con lo último de Qualcomm y Android «limpio» se siente rapidísimo de usar.

Prueba del Google Pixel y Pixel XL

Más impresionantes es, sin embargo, la calidad de acabados y la atención al detalle del diseño. Ambos teléfonos son muy finos, con tan solo 8,6 mm desde el cristal de la pantalla al aluminio trasero y, a diferencia del iPhone, con mucho agarre. Quiero decir que introduciendo algo tan simple como bordes ligeramente angulosos se siente menos resbaladizo en la mano y, por tanto, hay menos riesgo de que el teléfono acabe cayendo al suelo.

El hecho de que el gran Pixel XL sea más ligero que el iPhone 7 Plus ayuda mucho, aunque el pequeño Pixel es un pelín más pesado que el iPhone 7 estándar. Probablemente porque el Pixel tiene pantalla de 5 pulgadas y el iPhone 7 la tiene de 4,7.The fact that the larger Pixel XL is lighter than its iPhone 7 Plus counterpart helps a lot, too, although the smaller Pixel is actually a touch heavier than the standard iPhone 7. That’s probably because the smaller Pixel is a 5in phone where the iPhone 7 has a 4.7in screen.

Prueba del Google Pixel y Pixel XL: veredicto

Prueba del Google Pixel y Pixel XL

Los dos teléfonos de Google no solo suponen un salto para la marca, si no para la industria de tecnología en general. Es una pena que Google no haya hecho un verdadero esfuerzo para mantener el precio bajo a un nivel más razonable, lo que podría penalizar sus ventas a largo plazo.

Al final resulta que estamos ante dos smartphones que tienen exactamente el mismo precio que sus iPhones equivalentes. El Pixel se puede comprar a partir de 759 euros. ¿Le funcionará esta estrategia a Google en un negocio tan competitivo? ¿Cuántos móviles así de caros puede aguantar el mercado? Solo el tiempo lo dirá, pero la verdad es que los teléfonos brillan por sí solos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.