WD vuelve a hacer atractivo el almacenamiento

¿Adónde vas una vez que estás en la cumbre, lugar en el que además ya llevas muchos años? Para Western Digital la opción era romper con el pasado y empezar de nuevo. Incluso si eres el mejor siempre hay necesidad de cambiar y más en una industria que es vista como un poco conservadora.

El almacenamiento ni es, ni nunca ha sido, un negocio sexy. Nadie (o casi nadie) farda con su disco duro externo. Los lápices de memoria son ya tan comunes que hasta casi nos olvidamos de su existencia. No seremos el centro de la reunión si nos ponemos a hablar de estos aburridos aparatos de forma rectangular. Este era el problema al que se enfrentaba WD. Es la mayor y más exitosa compañía del mundo dedicada al almacenamiento pero sus productos son más una necesidad que algo que realmente te atraiga.

11 wd my passport packaging outer front

Imagen 1 De 11

WD discos duros externos

Tienes que tener pelotas para decir ‘debemos cambiar’

“Lo primero que tienes que hacer es admitir que debes cambiar”, dijo Sven Rathjen, vicepresidente de marketing content solutions en WD, cuando lo vi en el lanzamiento de la renovada imagen de los My Passport y My Book. “Por supuesto, esto significa tener un montón de discusiones en el ámbito interno, especialmente cuando eres ya el líder del mercado con el mayor porcentaje, y posees la solución que quieren los consumidores. Pero llega un momento en el que tienes que tener pelotas para decir ‘debemos cambiar’”.

WD tiene una posición bastante cómoda, pues todo el mundo sabe y entiende la necesidad de contar con una gran capacidad de almacenamiento. El problema era convencer a los jóvenes de que sus productos (líderes en el mercado) eran algo que valía la pena tener. Hasta ahora, los discos de WD han sido algo que se escondía detrás del monitor o en la mochila. Los aparatos de WD eran como un paquete de pilas, algo más práctico que estético. Una necesidad que no hacía falta mostrar.

wd discos duros externos

“Nuestro diseño, de alguna manera, estaba ya algo desfasado. No poseía la estética moderna que queríamos para atraer a los jóvenes, una generación que tiene unas expectativas completamente diferentes. Prefieren un diseño moderno, fresco y limpio. Pensamos que, tras siete u ocho años con un diseño bastante similar, había llegado el momento de dar un claro paso hacia delante”, admite Rathjen.

Aquí es donde entran en acción los nuevos My Passport y My Book. Los cambios son sólo estéticos, para reinterpretar la percepción que se tiene de los discos duros externos. Si el almacenamiento es una parte importante de tu vida, ya no tendrás que esconder estos aparatos. “Los hábitos de cómo se usa, percibe y maneja tu propio contenido están cambiando. [My Passport] es un producto de estilo de vida que entra en la vida de la gente y que debe evolucionar para formar parte de los hábitos y del flujo de trabajo”.

Pensamos que, tras siete u ocho años con un diseño bastante similar, había llegado el momento de dar un claro paso hacia delante

WD ha elevado el almacenamiento a producto de estilo de vida, para lo que ha tenido que hacer unos aparatos que sean tan estilosos como funcionales asegurándose que la gente siguiese confiando en el nombre de WD a pesar de la nueva estética. “El producto en sí mismo es muy limpio. Te sentirás tan cómodo con este diseño que no tendrás problemas para ponerlo en tu mesa, en tu escritorio. Porque es bonito la gente pregunta: ‘¿qué es eso?’. Lo hemos hecho diferente a propósito. Pero, a pesar del cambio en el estilo, el beneficio principal sigue siendo el mismo, protege lo que es importante, todos sabemos lo que significa perder nuestros datos”, explica Rathjen.

El desarrollo de estos productos no ha sido fácil, pues le ha llevado a WD casi tres años, incontables horas de test, bocetos con diferentes diseños, y así hasta llegar a la versión definitiva. Para ello han trabajado con Yves Béhar, uno de los diseñadores más famosos del mundo. Un hombre responsable de incontables campañas de Apple, del minimalismo de Ouya, y de los icónicos estilos de Jawbone. WD finalmente ha producido un aparato que se separa de sus rivales y rezuma estilo.

wd discos duros externos

“El diseño es un aspecto muy diferente en la vida de la gente. Creo que la estética que hemos elegido se adapta a una generación completamente diferente. Nuestras soluciones para los retos del almacenamiento están evolucionando hacia una conexión emocional con el usuario. Se trata de mirar a las cosas de una manera completamente nueva”. WD eligió a Béhar y a Fuseproject (su agencia de diseño) porque “él tiene una sensibilidad especial para el diseño. Entiende hacia dónde va la cultura y cómo los productos están evolucionando para cubrir las necesidades de la gente”.

Las estanterías de las tiendas de electrónica van a experimentar algunos cambios. El envoltorio ahora tiene un nuevo colorido amarillo y blanco, junto con seis agresivos colores: rojo, azul, amarillo, naranja, negro y blanco. Unos aparatos que no estarían fuera de lugar en una tienda de Apple.

Habrá gente amante de los productos poco llamativos que no estará de acuerdo con la relumbrante nueva imagen de My Passport y My Book. WD pretende, obviamente, captar a nuevos clientes. Si te ya te gustaban los productos de la compañía, te seguirán gustando los nuevos. En realidad son exactamente como antes. Con esta nueva estética, WD demuestra que no quiere dormirse en los laureles, sino que está preparada para ir hacia delante, con un producto que no sólo atraiga a los papás cincuentones.

Nos preguntamos qué color sería el que elegiría Rathjen: “Todavía no me he decidido, quizá me quedaría con el azul o el blanco. Aunque el rojo es especial, ¡destaca mucho!”, nos dijo. Al final parece que el vicepresidente de la compañía es tan indeciso como los jóvenes a los que pretender atraer.

Si te ha gustado este artículo, suscríbete a nuestra newsletter para saber más:

Deja un comentario