Las baterías líquidas podrían durar más de 10 años

Las baterías se han convertido en una parte fundamental de nuestras vidas. No sólo se usan en nuestros teléfonos, portátiles, tabletas, coches y aparatos de cocina, sino que son un elemento clave en las energías renovables. La tecnología de las baterías está progresando a pasos agigantados pero persiste todavía un problema: la longevidad.

Cuando se usa una batería a partir del año se produce una clara caída tanto en la capacidad como en la velocidad a la que se descarga. Sin embargo, si el estudio de un equipo de científicos de Harvard llega al mercado, las baterías tal y como las conocemos pueden ser una cosa del pasado.

 

Un equipo de investigadores de Harvard ha desarrollado una “batería fluida”, una batería diseñada para conservar la energía en soluciones líquidas en vez de en paquetes sólidos de iones de litio. Al guardar la energía en líquidos estas baterías retienen su capacidad de almacenamiento y de descarga durante más de una década.

El equipo de investigadores descubrió que al modificar las moléculas en los electrolitos de ferroceno y viologeno podían desarrollar partículas solubles con carga que eran resistentes a la degradación. Estas partículas se disuelven en agua neutra y la solución sólo pierde el 1 % de su capacidad después de 1.000 ciclos. Para que te hagas una idea, una típica batería de iones de litio (la que tiene tu móvil) puede que sólo tenga una vida de 1.000 ciclos.

La verdad es que suena hasta peligroso el hablar de agua electrificada cuando se trata de baterías pero en realidad el uso de agua hace que los paquetes de las baterías sean más seguros que los modelos de ácido usados hoy en día. Para empezar no son ni corrosivos ni tóxicos, por lo que ya no habrá peligro de que el móvil te explote en el bolsillo. El uso de agua además reducirá de forma drástica el coste de fabricación, asegurando que por fin la tecnología de las baterías sea más económica.

 

En la actualidad no hay planes para producir estas baterías fluidas de manera industrial pero no me sorprendería si alguna compañía se anima a sacarle partido al potencial de esta nueva tecnología.

 

Si te ha gustado esta noticia y quieres más, date de alta en nuestra newsletter: